Comunicado del Club Atlético Huracán

El Club Atlético Huracán se responsabiliza por la demora en concepto de pago de salarios que mantiene actualmente con algunos empleados y empleadas e integrantes del plantel profesional. Por tal motivo, como primer paso, pedimos disculpas públicas a los afectados y afectadas y lamentamos profundamente no haber podido aún cumplir acabadamente con nuestras obligaciones.
Por lo que entendemos conveniente brindar determinadas precisiones sobre esta situación de excepcional magnitud en la que se encuentra el club y el mundo.

Estamos transitando un contexto sumamente particular de incertidumbre social, económica y financiera pero que de ninguna manera implica que Huracán dejará de asumir los compromisos en los que es parte, siendo verdaderamente importante cumplir con los salarios de todos y cada uno de los empleados y empleadas de nuestro club. Ése es el compromiso de la institución y para ello estamos trabajando.

Los ingresos habituales con los que cuenta el Club, se vieron lógica y gravemente afectados por el cierre total de todas sus sedes y actividades, que a la fecha ya lleva más de un mes. El cobro de sponsoreos, licencias, ingresos por ventas, cuotas de actividades y cuotas sociales no bancarizadas han sido insignificantes.

En tal sentido, hemos adoptado una actitud proactiva y previsora desde un primer momento manteniendo contacto con el Gobierno Nacional y el de la CABA como así también diálogo constante con AFA, SAF e interclubes, con intención de atenuar las consecuencias que la merma de ingresos ocasiona.

Hemos intentado maximizar y distribuir de la manera más equitativa posible los fondos disponibles, habiendo cancelado un alto porcentaje de los salarios en término.
Pese a ello, y ante la certeza de ingresos de fondos en las próximas horas, que alcanzarán para cumplir con gran parte de los saldos pendientes, era intención del Club dar a conocimiento ello una vez canceladas las sumas mencionadas.

Sin embargo, ante la información que circuló en varios medios de comunicación, y con el único propósito de llevar tranquilidad al resto de los empleados y empleadas de nuestro club y a la masa societaria, el Club Atlético Huracán se ve en la obligación de comunicar la situación financiera que atraviesa la institución en el marco de la crisis desatada por el COVID-19, así como también asumir la total responsabilidad por la demora incurrida.

Al día de la fecha se ha cancelado un alto porcentaje de los salarios de cada uno de los empleados administrativos, sede, estadio, pensión, fútbol amateur, utileros y médicos.
Respecto a las jugadoras de fútbol femenino se ha abonado íntegramente el sueldo pendiente, como así también, a su cuerpo técnico.
En relación a fútbol masculino y cuerpo técnico, se han cancelado los sueldos que corresponden a primer contrato o aquellos que perciben cien mil pesos o menos. Por último, todos aquellos contratos superiores a dicho monto han percibido un monto fijo en concepto de adelanto de haberes.

Al mismo tiempo se han atendido personalmente cada una de las situaciones particulares y consultas que los y las dependientes del Club, deportistas profesionales o empleados hayan tenido mediante la administración o los dirigentes abocados a esta tarea. Aún quedan muchas situaciones por resolver pero estamos acompañando a todos y todas.

Seguiremos, entonces, transitando este periodo junto a los trabajadores y trabajadoras del Club y también buscando alternativas para lograr equilibrar la ausencia de ingresos que genera esta situación tan particular le toca atravesar al país, sin prescindir de nadie e intentando proteger a quienes integramos la familia huracanense.

Para finalizar, y como hemos anticipado, en las próximas horas continuaremos actualizando los pagos de salarios. Nuestro compromiso es total y todos nuestros esfuerzos están puestos en garantizar el derecho a la estabilidad del empleo y que todos y todas puedan gozar en tiempo y forma de su salario.

Noticias Relacionadas