Vivimos el triunfo con mucha alegría

Nicolás Pérez, entrenador de la Reserva del Fútbol Femenino y su Ayudante de Campo, Facundo Corriale, dialogaron en exclusiva con la Web Oficial tras la victoria frente a Estudiantes.

¿Cómo vivieron el triunfo?

Nicolás: “El triunfo se vivió con mucha alegría y un desahogo de parte de todos. Tanto jugadoras y Cuerpo Técnico, lo necesitábamos para afianzar nuestro sistema de juego y que las jugadoras ganen confianza. Antes de arrancar se sabía que no bastaba con lo hecho hasta el momento y que con merecimientos como con SAT y Argentinos no nos iba a alcanzar ya que habíamos sido amplios dominadores de esos partidos, en este había que dejar el doble”.

Facundo: “Lo vimos bien, coincido en que fue un desahogo y que ya el equipo lo merecía. Creo que laburamos muy bien estas últimas semanas a pesar de resultados en los que nos llegaban una vez y nos convertían. Ayudó mucho el viaje que hicimos a Entre Ríos con colaboración de la UOCRA, ayudó mucho en lo grupal y lo anímico, no porque estén en desconfianza sino para que crean en ellas mismas”.

¿Cómo fue el desarrollo del partido?

N: “Fue trabado en el primer tiempo hasta el primer gol – lo marcó Silvia Pereira- donde Estudiantes trató de buscar más y nos dio mucho más espacios para crear juego. Se buscó una presión intensa en todo sector de la cancha, para recuperar e imponer siempre nuestro juego. Y así fue durante todo el partido, se perdía la pelota y se recuperaba a los tres segundos o menos. Tuvimos muchísimas chances pero las desaprovechamos, tenemos que trabajar mucho más en eso”.

F: “No hubo muchas llegadas para ninguno de los dos lados, en lo actitudinal se jugó muy bien. No dimos ninguna pelota por perdida, nuestra arquera tuvo muy buenas actuaciones y en lo actitudinal sacamos ventaja, esa fue la clave. Sabíamos que lo teníamos que ir a buscar, las chicas entendieron cómo se juegan estos partidos. Fuimos contundentes y pudimos convertir en los momentos justos”.

¿En qué etapa están en este momento?

N: “Es un plantel nuevo donde de a poco van sabiendo virtudes y defectos de sus compañeras a la hora de estar en cancha y eso las ayuda muchísimo. El grupo ya se formó y son excelentes, entienden que están a un paso de ser profesionales y dejan todo constantemente, entrenan al 110%, estamos afianzando nuestro sistema de juego y tratando de volcarlo en cada partido que se juegue, es un proceso largo y ya a poco tiempo se vieron resultados pero no tenemos que relajarnos, no conseguimos ni ganamos nada todavía”.

F: “Efectivamente seguimos en formación, es un equipo nuevo que comenzó en noviembre. Ellas tienen que entender qué es jugar un Campeonato Femenino en Once de AFA, muchas vienen de jugar en el barrio o Futsal y se siguen conociendo entre ellas. Conocer qué quiere Nico, nuestras ideas, qué queremos para el equipo. Por suerte se nos dieron algunos resultados el año pasado para terminar ganándole a Vélez y ahora buscándolo obtuvimos el del fin de semana. Mejoraron mucho y se adaptaron porque es un grupo que adquiere mucho los conceptos, con ganas de aprender más y mucha predisposición, eso nos hace las cosas más fácil a nosotros. Se están acoplando como grupo, aprendiendo todos los días tácticas y conceptos nuevos. Seguimos entrenando todos los días mientras tengamos los espacios, mucho entrenamiento es también para la cabeza más que lo físico”.

¿Cuál es el objetivo a lo largo del torneo?

N: “El objetivo a lo largo del torneo es volcar todo lo trabajado en cancha, formarlas como profesionales y que entiendan que sin compromiso ni constancia en lo que se haga no se van a conseguir grandes cosas, muchas de nuestras jugadoras tienen su primer experiencia en 11 pero de a poco se van acomodando y entienden este juego tan lindo. Este plantel está en crecimiento a pasos agigantados pero vamos a ir de a poco tratando de llevarnos los partidos que se vengan”.

F: “A lo largo del torneo siempre vamos a querer seguir sumando, desde lo futbolístico y también formar una Reserva profesional, por más que no haya contrato, que las chicas tengan la idea de tomárselo como tal. Formaron un equipo bárbaro, y si bien comienza a final de año van a dar que hablar, tienen mucho para dar cada una de ellas. Con la idea que tenemos van a andar bien. Queremos seguir sumando como grupo y que se forme un plantel en el que cada una se pueda apoyar con sus compañeras y el año que viene se puedan acoplar a cualquier plantel de Primera División con una base previa”.

Noticias Relacionadas